Saltar al contenido

Pollo confitado

El pollo confitado es una forma fácil de conseguir un pollo de fácil digestión. Aporta proteínas de elevado valor biológico, vitaminas, minerales y fibra.

Se puede complementar con un primer plato de patatas con costra, una taza de gazpacho andaluz y yogur casero como postre.

Foto de la receta

Ingredientes

  • 1 pollo sin piel, a octavos
  • 3 cebollas
  • harina
  • 3 cucharadas de aceite
Personas: 6  
Tiempo: 15 minutos  
Dificultad: Muy fácil

Para preparar un pollo confitado, dora el pollo cortado a octavos en un poco de aceite dentro de la olla a presión, reserva. Pon en el fondo de la olla las cebollas cortadas a cascos, remueve, coloca encima el pollo y tapa. Caliéntalo 1º lentamente para que la cebolla suelte líquido y luego aviva el fuego para que aumente la presión. Se guisa en 10 minutos a presión. Evidentemente se puede confitar el pollo en una olla tradicional pero más lentamente.

Categorías Segundos

Enlaces relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.