Saltar al contenido

Hepatitis

Las hepatitis acostumbran a ser procesos agudos ocasionados por un virus (hepatitis B) o por otras causas como el alcohol. La hepatitis A se puede transmitir incluso por comida infectada. La hepatitis B es un proceso agudo que cursa con ictericia. La hepatitis C es la más grave y aparece por ejemplo en enfermos de SIDA.

Dieta en la hepatitis (para hepatitis agudas)

Estas son las modificaciones fundamentales en la dieta en caso de padecer hepatitis:

  • Debes llevar a cabo una dieta equilibrada
  • Excluye totalmente el alcohol en tu dieta
  • Debes evitar alimentos de difícil digestión
  • Puedes tomar grasas aunque se deberás evitar guisos de difícil digestión
  • Habitualmente se recomienda reposo durante la hepatitis

Fase de anorexia en el inicio de la hepatitis

Fase de ictericia - acolia en la hepatitis

Debido a la inflamación del hígado la bilis no circula bien y pasa a la sangre lo que se reconoce por el color amarillo de la piel y ojos (ictericia)

Acolia: falta de pigmentación en las heces. Debido a que no pasa bilis al intestino y no forma micelas con la grasa, se produce una intolerancia digestiva con esteatorrea (pérdida visible de grasa por las heces)

  • Deberás llevar a cabo una dieta biliar rigurosa con exclusión de grasas y aceites
  • Pasada la inflamación del hígado podrás volver a una dieta equilibrada
Nota: Las dietas terapéuticas deben ser personales y dependen de su situación médica y de su cultura alimentaria concretas. La especificación de alimentos (menús concretos) útil para usted no sirve al próximo visitante y por ello, la información que ofrecemos es genérica.
Publicado el Categorías Dietoterapia

Enlaces relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.