Saltar al contenido

Blog

Las lentejas estofadas son un magnífico primer plato de legumbres que aporta hidratos de carbono de absorción lenta y fibra que ayuda a regular el nivel de colesterol, proteínas de origen animal y vegetal, vitaminas y hierro.

Si lo deseas puedes completar el menú equilibrado con unos canelones o las propias salchichas antes sugeridas. La mejor opción como postre será la naranja fresca para asimilar la mayor cantidad posible del hierro con la ayuda de su vitamina C.

lentejas estofadas

Ingredientes

  • 200 g lentejas remojadas la noche anterior
  • 1 tacita de arroz
  • 3 cucharadas de salsa de tomate básica
  • 4 rodajas gruesas de butifarra negra
  • 1 loncha de jamón troceada
  • 2 pimientos verdes pequeños partidos por la mitad
  • 1/2 cabeza de ajos
  • 1 hoja de laurel
Personas: 4
Tiempo de preparación: 50 minutos
Dificultad: Muy fácil

Modo de preparación de las lentejas estofadas

Para preparar unas lentejas estofadas pon, en una olla con agua, todos los ingredientes juntos (los pimientos verdes encima), exceptuando el arroz. Hiérvelo todo a fuego lento durante 30 minutos y luego añade el arroz para continuar la cocción durante 20 minutos más.

Deja reposar antes de servir. El estofado de lentejas puede servir como plato único (1º y 2º plato).

Puedes incorporar al principio unas salchichas o butifarras crudas de cerdo.  Guisadas en el estofado de lentejas resultan deliciosas.

Y tú, ¿cómo haces las lentejas estofadas? ¿Tienes algún consejo útil para darnos?

Categorías Primeros

El brócoli es una fantástica verdura con gran capacidad anticancerígena y el apio es diurético. Y estos medallones de brócoli, patata y apio son ricos en antioxidantes, ácido fólico, potasio, carotenoides y vitamina A

Puedes preparar un menú equilibrado sirviendo un salmón a la plancha con estos medallones de brócoli al aroma de apio y como postre unos exquisitos panellets.

medallones de brócoli

Ingredientes

  • 200 g patata
  • 400 g brócoli
  • 1 rama de apio
  • 1 cebolla
  • 2 cucharadas de aceite
  • 20 g de queso fundente
Personas: 2
Tiempo de preparación: 30 minutos
Dificultad: Fácil

 

Aprovechando las bondades del microondas puedes preparar estos medallones de brócoli en un periquete.

Modo de preparación de los medallones de brócoli

  • Limpia pela y corta las patatas a trocitos.
  • Corta el brócoli a ramilletes y luego lávalo bajo el chorro de agua.
  • Limpia y corta en juliana una ramita de apio.
  • Pon los 3 ingredientes en un recipiente con tapa apropiado para su uso en microondas, añade una cucharada de agua y programa su cocción por 10 minutos. Comprueba su cocción pinchando con un cuchillo.
  • Entretanto, dora en una sartén con dos cucharadas de aceite una cebolla picada.
  • Una vez cocinado, destapa, añade la cebolla y dos cucharadas soperas de queso fundente rallado y chafa todo el contenido con una prensa de patatas o tenedor.
  • Forma unos medallones con la ayuda de un molde de emplatar y dale un golpe de calor en el horno a 240ºC
  • También puedes dorarlos un poco en una sartén o simplemente no hacerlo y dejarlos tal cual, sin dorar

Estos fantásticos medallones de brócoli pueden servirse como primer plato o como guarnición a un pescado azul.

¿Conoces alguna otra forma rica de preparar el brócoli? ¡Compártela en los comentarios!

Categorías Primeros

Plato de hidratos de carbono de absorción lenta que nos aporta gran cantidad de fibra soluble muy recomendada para prevenir las enfermedades cardiovasculares. El aceite de oliva además aportará, al hummus de garbanzos, ácidos grasos monoinsaturados y vitamina E (de gran poder antioxidante).

Puedes completar la comida con huevos con jamón, ensalada de tomate y yogur casero como postre.

Hummus de garbanzos

Ingredientes

  • 150 g de garbanzos remojados la noche anterior
  • 2 cucharadas de tahini
  • ½ limón
  • 1 diente de ajo
Personas: 2
Tiempo de preparación: 30 minutos
Dificultad: Muy fácil

Modo de preparación del hummus de garbanzos

El hummus de garbanzos es un sofisticado nombre para un plato tan simple como agradable al paladar a cualquier edad o cuando existen problemas de masticación.

Hierve los garbanzos, remojados y cubiertos por 1 dedo de agua, en la olla a presión durante ½ hora. Luego reserva una parte del agua de cocción para poder triturar muy finamente con una batidora eléctrica. Añade el agua de cocción nuevamente, el zumo de medio limón, 1 diente de ajo y 2 cucharadas de tahini (pasta de sésamo tostado). Sirve el hummus de garbanzos frío con aceite de oliva virgen AOVE y una pizca de sal.

Este puré, se puede variar aromatizándolo con AOVE o suavizarlo con un yogur natural. También puedes sofreír lentamente unos ajos y apagar el fuego cuando incorpores, por ejemplo, pimentón picante; lo viertes todo sobre los garbanzos y trituras. Los purés permiten infinidad de variaciones para adaptarlos a tus gustos y costumbres culinarias.

¿Conoces alguna otra receta de hummus de garbanzos? ¡Compártela con nosotros ahora!

Categorías Primeros